LIBRE QUEDÓ EL ACUSADO DE AMENAZAR A SU POLOLA EN UN ASCENSOR DE VIÑA DEL MAR

0 1853

LIBRE QUEDÓ EL ACUSADO DE AMENAZAR A SU POLOLA EN UN ASCENSOR DE VIÑA DEL MAR

El imputado de 20 años no podrá acercarse a la víctima por 60 días, mientras dure la investigación. Intendencia decidirá la sanción para el ciudadano venezolano, una vez que se estudien los antecedentes del caso.

Libre quedó el ciudadano venezolano acusado de amenazar con un cuchillo a su polola de la misma nacionalidad, en un ascensor de un edificio de Viña del Mar. La Policía de Investigaciones de la ciudad detuvo al hombre tras recepcionar la denuncia del conserje del edificio.

.
El imputado, de 20 años, fue formalizado en el Juzgado de Garantía de la Ciudad Jardín, donde se estableció que, a pesar de quedar en libertad, tendrá prohibición de acercarse a la víctima por el plazo de 60 días, mientras dure la investigación.

Cabe recordar que ambos ciudadanos se encuentran en territorio nacional en calidad de turistas desde hace dos meses. Así lo señaló el comisario Hugo Miranda, subjefe de la Brigada de Investigación Criminal Viña del Mar de la PDI, quien relató que “el jueves recién pasado se recepcionó una denuncia por el delito de amenazas. Una persona de sexo masculino, administrador de un edificio del sector centro de esta ciudad, denuncia que en el registro de cámara de su edificio se podía apreciar a una mujer siendo amenazada por un hombre con un arma blanca. Producto de esto, oficiales de esta Brigada de Investigación Criminal se abocaron a determinar las identidades de estas personas y se logró dar con el paradero de ellas y establecer que se trataban de ciudadanos de nacionalidad venezolana, quienes se encontraban en situación de turistas en esta ciudad”.

“Se trataba de una situación sentimental en donde existían celos ya un poco enfermizos”, añadió el comisario. No obstante la víctima se sintió afectada con la situación, el detective precisó que ellos retomaron su relación. “Se le tomó declaración y todos los antecedentes fueron remitidos a la Fiscalía”, comentó, detallando además que no habían denuncias previas y que se encontraban hace dos meses en el país.

Por su parte, el comisario Héctor Muñoz, jefe del Departamente de Extranjería y Policía Internacional, indicó que “ambas personas se encuentran en calidad de turistas. El agresor ingresó con fecha 11 de abril de 2017, su calidad de residencia se encuentra tramitando una visa y en la actualidad se encuentra con un permiso provesional de trabajo; en tanto la ofendida, ingresó hace aproximadamente un mes proveniente de Portugal. Ambos son de nacionalidad venezolana”.

“A partir de la detención de este ciudadano venezolano, y posterior ubicación de la ofendida, se activaron todos los protocolos inter institucionales que operan para el resguardo de género, principalmente de las mujeres. Esto tiene bastante relevancia porque no sólo opera para las ciudadanos connacionales, sino que también para los ciudadanos extranjeros y a partir de eso el Sernameg ya activó su protocolo en el cual posiblemente se podría solicitar una calidad de residencia para la ofendida”, comentó Muñoz.

Sobre la situación del imputado, explicó que “es la autoridad administrativa (Intendencia Regional) que determina cual va a ser la situación de él en lo consiguiente, es decir, se va a detemrinar la sanción que podría caer. Dentro del catálogo de sanciones que tiene el Ministerio del Interior, la sanción más gravosa es la expulsión del territorio nacional, pero en este caso va a ir de acuerdo a los antecedentes que se proporcionan”.

SOYVALPARAISO
#viñadelmar